Pulsa «Intro» para saltar al contenido

El 68% de la población tiene los colmillos más amarillos que el resto de dientes

Siete de cada diez personas, el 68% de la población, tiene los colmillos más amarillos que el resto de los dientes según corroboran distintos estudios científicos y publicaciones especializadas. 

Los odontólogos lo tienen claro: estas variaciones de color se dan por igual en hombres y en mujeres, y tienden a hacerse más evidentes y acusadas con la edad.

Basta echar un vistazo al espejo para observar la diferencia de color, especialmente si se fija de perfil, algo que resta armonía y juventud a la sonrisa. 

La solución pasa por el uso de la última tecnología de blanqueamiento dental. Ivory Day, de Shinoi Labs, promete en 30 minutos diarios, conseguir de nuevo un color blanco en cualquier tipo de boca, incluidas las personas que sufren de sensibilidad dental o carillas.

“El producto ha sido desarrollado por dentistas y puede aplicarse selectivamente en unos dientes sí, y otros no, igualando esa variación cromática que envejece la sonrisa, sin necesidad de acudir a una clínica, pero con todas las garantías de los laboratorios Shinobi Labs” explican desde la compañía. 

¿Por qué amarillean los colmillos?

La mayoría de la población tiene los dientes posteriores de un tono más amarillento que los frontales. Esta variación cromática puede obedecer a diversas causas, desde la composición del esmalte dental – ya que el de los caninos tiende a ser más delgado y, por lo tanto, la dentina amarilla más visible –  a factores genéticos, rutinas de cuidado dental o hábitos alimentarios.

Hasta ahora, tomar café, vino o fumar eran incompatibles con los tratamientos de blanqueamiento dental. Sin embargo, con Ivory Day se pueden blanquear los dientes de manera integral o selectiva, sin tener que renunciar a ningún hábito de consumo y con resultados visibles en tan solo 15 días.

Quizás también te interese:  Centro de salud de San Juan de la Encinilla

La fórmula PAP-Supreme (PAP-s) desarrollada disuelve las manchas y está pensada para blanquear los dientes de manera natural, respetando el esmalte y cuidando las encías. Actúa en la dentina disolviendo las manchas gradualmente y sin riesgo de daño, sensibilidad o irritación en dientes o encías. 

Esta fórmula testada desarrollada por dentistas, con encimas naturales que protegen y cuidan los dientes, aclara la sonrisa de forma segura y efectiva. El resultado es una sonrisa joven y blanca, aplicándolo de 30 a 60 minutos al día.